EXPANSIONISMO ?

 

Durante toda su historia, la Argentina debió soportar  por diversas causas - entre ellas la repetitividad de situaciones semejantes - el calificativo de país expansionista, así pretende presentarla además Inglaterra  (por el tema Malvinas ) y en su oportunidad Chile.(?)

En los mapas que se exhiben a continuación, se podrá juzgar si este calificativo, sería el más indicado, y precisamente para la Argentina.

Fuente: limites y fronteras de La Argentina R. R. Balmaceda Edi. Oikos.

Biblioteca Gral. San Martín M.d.P.

Durante todo el transcurso de su historia - desde 1810 hasta nuestros días - la Argentina se vio envuelta en distintas controversias por la cuestión de los límites fronterizos, tanto con Chile como con Paraguay, Brasil, y aún Uruguay, en todos los casos sufrió cercenasiones de su patrimonio territorial, en algunas circunstancias cediendo por motivos de buena vecindad para evitar un enfrentamiento grave y en la mayoría de los casos fue perjudicada por arbitrajes burdos y malintencionados motivados por la pésima política exterior de la que nuestro país a hecho gala desde sus comienzos y que lejos de enmendar fue empeorando hasta la actualidad.

En el caso de Chile - todos conocemos su característica expansionista - los problemas surgieron a partir de 1810. Con distintos reclamos y chicanas  por 1885 pretendió ejercer soberanía sobre toda la patagonia argentina, en 1888 surgen varios desacuerdos y al no encontrarse la solución se acordó someterse a la mediación británica, en 1902 el rey Eduardo VII dio su laudo otorgándole a la Argentina 42.000 de los 90.000 Km2 en disputa. También en ese tiempo Chile reclamó como propios  territorios en el norte que correspondían a nuestro país y a Bolivia. Lo hacía en virtud de considerarlos como conquistas de la guerra que mantuvo con ese país y al que cerró su salida al pacífico apropiándose también de territorio peruano. La Argentina cedió parte de el territorio en disputa para el dominio chileno y parte para Bolivia, pese a que la totalidad del territorio ahora repartido había sido boliviano y este país en un acuerdo limítrofe previo se lo había cedido a la Argentina. Sin embargo quedó una región sobre la que no hubo acuerdo y se mantuvo en disputa hasta 1960 en que se acordó someterlo a laudo británico y nuevamente nuestro país fue perjudicado ya que la reina Isabel II en 1966 le otorgó a la Argentina el 70% de la zona en litigio que es una región inhóspita y a chile el resto que es zona fértil.

El protocolo de 1893 sentaba una norma "lógica y fundamental" Argentina en el Atlántico y Chile en el Pacífico, sin embargo Chile comenzó a ocupar ilegalmente distintos territorios argentinos sobre el Atlántico y así lo hizo con las islas Lennox Picton y Nueva. En 1971 se decidió un nuevo laudo británico (no aprendemos más) como era de esperar el fallo fue favorable a Chile, pero tan burdo y parcializado que nuestro país decidió desconocerlo fue así como debido a la ocupación militar chilena de estos territorios en 1978 se estuvo a punto de entrar en guerra con el país trasandino, finalmente en 1979 se decidió aceptar el laudo del Papa Juan Pablo II

En definitiva en 1983 El presidente Alfonsín mediante el ardid de un plebiscito popular  maquinado y manipulado políticamente, regaló alegremente estas islas con más el agregado de miles de kilómetros cuadrados de Mar sobre el Atlántico y el correspondiente dominio sobre la Antártida.   Siendo este el más burdo y grave acuerdo en perjuicio de la Argentina.

    Con Brasil el diferendo por cuestiones fronterizas fue sometido al arbitraje del gobierno norteamericano  y su fallo en 1895 fue favorable a Brasil.

Con Paraguay las diferencias se sometieron también al arbitraje norteamericano y también en esta oportunidad el fallo fue desfavorable a la Argentina pero debido al estallido de la guerra paraguayo-boliviana la demarcación definitiva debió postergarse, finalmente en 1945 se le dio acuerdo definitivo con distinto tratados.

Con la república de Bolivia las diferencias persistieron desde 1825 hasta 1941 en que se fijaron  los parámetros  definitivos, en el transcurso de las negociaciones se debió ceder mucho más de lo que se ganó llegándose a un acuerdo que asegurara la paz incluso se le cedió a Bolivia el uso del puerto de Rosario como puerto libre para asegurarle a ese país una salida al mar.

Con el Uruguay las diferencias fueron menores refiriéndose en exclusiva al sistema de demarcación del río y la soberanía  sobre la isla Martín García. Con este país fue con quien menos dificultades se registraron siendo innecesaria la intervención extranjera.

Datos obtenidos de los diferentes tratados de historia, Biblioteca Nacional